El colmo en Veracruz, reprimen a golpes a grupo de ancianos pensionados

en Actualidad

XALAPA, Ver. (apro).-Elementos de la Fuerza Civil y de la Policía Estatal Acreditable replegaron con escudos antimotines y con toletazos a un centenar de pensionados y jubilados que por tercer día consecutivo bloquearon diversas calles del centro histórico de Xalapa, para exigir al gobierno de Javier Duarte el pago de sus prestaciones, retroactivo salarial y sus dos quincenas de diciembre.

Los toletazos y el operativo para dispersar a los pensionados fue dirigido a distancia por el director de la Fuerza Civil, Roberto Meza, quien iba sin uniforme para evitar los cuestionamientos de la prensa.

“Hoy no hay pavo, ni pastel, ni velitas por los cinco años del Copipev (organización de pensionados), hoy hay palos, hay represión, nos pega, nos manda a pegar quien tiene su vida asegurada y la de cinco generaciones”, clamó una señora irritada, quien tomó el micrófono en la Plaza Lerdo, luego del segundo repliegue policiaco.
A un día de nochebuena, el 30 por ciento de los 27 mil jubilados de Veracruz continúa sin poder cobrar sus pensiones, aguinaldo, razón por la que mantienen las protestas en diversos municipios de Veracruz.

En los reclamos en la calle, una pensionada recriminó ante reporteros que de nada le sirvió al gobernador priista brindar y cenar con los Arzobispos y la grey católica local la noche del martes, si este miércoles mando la “ley del garrote” con su “fauna animal”.

“¿Qué no le dijeron ayer los obispos que son tiempos de amor y paz?, ¿le sirvió de algo brindar con Reyes Suazo y Reyes Larios (arzobispos locales)?, ¿por qué manosean nuestro dinero?”, reprochó.

Aunque el gobierno de Duarte presumió ayer en comunicados y en redes sociales que ya había depositado 890 millones de pesos “más” al Instituto de Pensiones del Estado (IPE) a fin de cubrir –dijo- los compromisos por concepto de pensiones y jubilaciones, así como las prestaciones correspondientes al fin de año; en las calles, un centenar de pensionados seguía reclamando los recursos.

Pese a que la administración de Duarte ha hecho énfasis en que en lo que va del año se han transferido 4 mil 095 millones de pesos al IPE por concepto de cuotas de trabajadores en activo, aportaciones patronales, subsidios ordinario y extraordinario, prestaciones de fin de año y por otros patrones, en las calles el clamor de inconformidad continúa subiendo.

A través de grupos de whats app y en redes sociales, familiares y amigos de pensionados han advertido que de ser necesario mañana jueves acompañaran a tomar las calles a los ex trabajadores del estado y a integrantes del magisterio, sí es que el aguinaldo no se deposita en el transcurso del día.

En Facebook, los videos de la represión policíaca y de los pensionados –adultos mayores- en pie de lucha se han convertido en virales y en sus comentarios llueven insultos y recriminaciones a los cuerpos de seguridad pública de Arturo Bermúdez y del propio mandatario, Javier Duarte.

En las afueras de la ciudad, una cuadrilla de camionetas y patrullas de la SSP se apostó en el estacionamiento de la Secretaria de Educación de Veracruz (SEV) para evitar que los pensionados vuelvan a tomar la carretera federal que conduce al puerto de Veracruz.

Tras dos repliegues policíacos en donde resultaron golpeados pensionados, familiares y algunos periodistas, llegó una cuadrilla de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) y de la Comisión Estatal para la Atención y Protección de Periodistas (CEAPP) para “exhortar” a los policías a permitir la libre manifestación, pues se trataba –dijo el ombudsman local, Fernando Perera- de personas de la tercera edad.

En el caso de la CEAPP, su Secretaria Ejecutiva, Namiko Matzumoto pidió a algunos de los reporteros agredidos que identificaran en un careo a los policías agresores, sin embargo, los comunicadores desistieron de la queja por temor a represalias.

De los cinco años del gobierno de Javier Duarte, este ha sido su cierre de año más álgido, pues además del reclamo airado de los jubilados como ex trabajadores del Estado, están más de 20 mil pensionados vitalicios del Sistema DIF estatal que continúan sin cobrar sus becas, al igual que los atletas de alto rendimiento y los becarios de excelencia.

Hoy, en redes sociales, empezó a circular una carta en la que la rectora de la Universidad Veracruzana (UV), Sara Ladrón de Guevara le recordaba al mandatario Javier Duarte que el gobierno que preside aún adeuda de subsidios ordinarios y extraordinarios, estatales y Federales por mil 133 millones 931 mil 625 pesos, lo que representa el 46 por ciento del monto asignado.

En una misiva, Ladrón de Guevara expone: “El Convenio de Apoyo Financiero, para el ejercicio 2015, a favor de la Universidad Veracruzana establece un subsidio ordinario por $4,677,430,073.00 de los cuales corresponde aportar al gobierno Federal $2,211,964,353.00 (47.29%) y al gobierno del estado de Veracruz $2,465,465,720.00 (52.71%)”.

Continua, la Universidad ha recibido 2 mil 211 millones 964 mil 353 pesos por concepto del subsidio ordinario federal 2015, lo que representa la totalidad del monto autorizado en el convenio; pero en el caso del subsidio estatal, sólo le ha sido transferida la cantidad de mil 331 millones 534 mil 94 pesos con 68 centavos.

 

Con información de Proceso.

Banner

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Más reciente de Actualidad

Ir a Arriba