Mientras que la CNTE pelea, el magisterio en Q. Roo descansa

en Política

Por Enrique Huerta

 El movimiento magisterial de Quintana Roo se encuentra oculto, casi como si estuviera de vacaciones, lo que contrasta con los maestros aglutinados en la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) en otros estados que pelean contra la reforma educativa, consideró el profesor y activista Eduardo Lara Peniche.

Este movimiento tuvo un periodo de lucha intenso entre los años 2008 y 2013, aunque ahora se encuentra en pleno reflujo, luego del violento desalojo del Palacio del Ayuntamiento de Benito Juárez –ordenado por el gobernador Roberto Borge y perpetrado por la policía estatal–.

 -¿Por qué se congeló la movilización de profesores en Quintana Roo, siendo que en todo el país están movilizándose?

-Después de dos movimientos magisteriales en Quintana Roo, en 2008 y 2013, los maestros del estado creen que no hay nada que hacer para defender sus derechos, pues en ambos movimientos no se logró organizar una representación comprometida. Además de que al frente quedaron maestros que sólo buscaron protagonismo y beneficios personal, varios de ellos fueron enviados por el gobierno del estado para apoderarse de la dirigencia de la disidencia.

“Eso generó desconfianza y apatía, pues quienes negociaron con el gobierno en esas dos ocasiones, en su mayoría eran gente del SNTE y otros enviados del gobierno”, relató Lara Peniche.

Lara Peniche

-¿Como quiénes?

-Nombres exactos no tengo. En 2008, fueron los delegados sindicales de la sección XXV quienes se apropiaron del movimiento, así como Amalio Cauich, quien por sus acciones, al crear el Siteqroo (Sindicato Independiente de Trabajadores de la Educación en Quintana Roo), dejó mucho que decir pues jamás logró ni se preocupó por aprovechar la fuerza del movimiento magisterial.

“En 2013, la mayor parte de quienes integraron la comisión negociadora fueron gente con las mismas características. De hecho, en un principio fueron expulsados algunos de la comisión negociadora, por haber sido tibios en la negociación”

-¿No es paradójico que ahora que la CNTE está tomando fuerza, en Quintana Roo el magisterio se quede estático?

-En Quintana Roo nunca ha habido representación de la CNTE, quienes más han apoyado al movimiento magisterial en el estado es el Comité Democrático de Bases Magisteriales, movimiento que tiene su origen en Michoacán.

-¿No hay siquiera presencia de maestros de Quintana Roo en las movilizaciones del CNTE?

-Sí hay, pero son muy pocos. De hecho, los que están ahí fue por invitación de los de Yucatán.

-¿Cómo ves la mesa de negociación entre la CNTE y Segob, además de la actitud del sindicato que está entre la espada y la pared?

-Creo que insisten en negociar con quienes no van a solucionar nada, se debe de trasladar la negociación al Congreso de la Unión, sólo los diputados pueden reformar las leyes o incluso derogarlas. Lo que se debe exigir al Ejecutivo es la gestión para suspender la reforma y convocar a un cuerpo colegiado del magisterio para armar una propuesta alternativa que mejore la educación y en eso ya hay avance con el PNAEC (Programa Nacional de Educación y Cultura)

El profesor Lara Peniche hace una pausa y explica las razones de la contracción del movimiento magisterial en el estado.

“Un golpe severo al movimiento magisterial de Quintana Roo fue la represión del 14 de octubre del 2013, donde le funcionó a Borge el madrearnos y encarcelarnos.

“Otro factor que no ayuda es la condición económica y social del estado, donde los ciudadanos están inmersos en el modelo económico y se conforman con tener acceso a créditos que les hagan creer que viven bien, aunque deban hasta la cobija. El falso estado de confort creado por el sistema económico tiene adormecidos y con miedo a la mayor parte de los docentes y trabajadores en general”, concluyó el líder magisterial.

Banner

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*