Observatorio: Las balas que recibió Nacho Sánchez benefició a Roberto Borge y su clan

//

Por Pedro Canché

Como una vez dijo Carlos Salinas de Gortari, “la muerte de Colosio no me benefició a mí, benefició a otro (Zedillo)”, se repite ese trama en el municipio de Puerto Morelos donde Roberto Borge tiene el control del municipio 11 a través de su operador Fabián Vallado, cuyas puertas le fueron abiertas de par en par por la viuda ingenua y suertuda.
Fue una tragedia la muerte de Nacho Sánchez, una vil cobardía. Un ataque sucio nunca visto en este rincón de la patria. Tenía aspiraciones. Era un ex priísta devenido al Laurismo (por Laura Fernández). Su muerte antes de ser nombrado candidato a la presidencia municipal un 24 de Febrero sacudió a todos. El atentado contra la viuda Blanca Merari Tziu después en campaña cuando ya era la candidata por herencia sentimental de Laura Fernández Piña y la balacera que sufrió también en su casa fueron deleznables.

Karla Odethe V., hermana de la candidata del Partido Encuentro Solidario (PES) a la presidencia municipal de Puerto Morelos, Yazmín Vivas, fue detenida por elementos de la Fiscalía General de Quintana Roo cuando en su teléfono se le encontró que pedía a los sicarios dieran muerte a Merari. Dos de sus cómplices están en prisión. Estas detenciones trajeron las represalias del grupo delictivo y fue como comentamos arriba acribillaron la casa de Merari hiriendo a dos escoltas, un agente ministerial y un miembro de la guardia nacional que no supieron reaccionar a tiempo.
Hoy Blanca Merari y Yasmín Vivas la hermana de la presunta son uña y mugre, amiguis, compartiendo el poder. Las vueltas de la vida. Quizás Nacho Sánchez se revolvería en su sepultura. O tal vez Merari tiene amnesia o ya se le salió un poco de Gandhi.

Pero Roberto Borge desde la cárcel juega con Merari, la tiene como su títere y Fabián Vallado el siniestro con secretos en Panamá en la bañera del departamento del edificio Trump está llenando las cuentas y frotándose la mano ejerciendo el poder para hacer más rico a su patrón, él y su clan.
Al final tienen a una señora ingenua que es fácil lavarle el coco 🥥 y más cuando en la campaña con dos Suburban negras la compraron en un dos por tres.
Laura Fernández Piña su error fue ser coda y no proporcionarle los vehículos cuando Blanca Merari lo necesitaba por su seguridad. Y a falta de mamá escogió el padratismo de Borge y Vallado.
Así Puerto Morelos se ha convertido en el bastión de Roberto Borge. Por ejemplo Vicente de Jesús Franco Reyes, quien era su director de patentes en su quinquenio de saqueo ahora es el tesorero de Merari. Y fue tesorero de la caja chica de Borge en su momento. Recaudaba los impuestos por orden de Borge sin pasar por contabilidad y cada semana llevaban 50 a 100 millones de pesos en la Ciudad de México y de ahí a los paraísos fiscales o lavadoras que tienen la fortuna ya bien purificada esperando a su dueño que hoy duerme en una cárcel psiquiátrica del Estado de Morelos.
-Gobernador, le tengo un reclamo, tenemos cinco años con usted y no nos ha dado una patente o placa de taxi le dijo una funcionaria al gobernador Carlos Joaquín hace poco.
-En mi sexenio se trabaja y usted recibe su sueldo. En mi sexenio no entregaré una placa y taxi o patente a nadie, le respondió el gobernador.
Nadie más se animó a pedir su premio.

Pero con Miguel Borge, Mario Villanueva, Joaquín Hendricks, Félix González Canto y Roberto Borge eran los usos y costumbres: placas para todos, patentes de alcohol. Periodistas incluidos.
Y con Borge era el hoy tesorero de Blanca Merari, Vicente de Jesús Franco Reyes el que tenía la encomienda de los patentes. Hoy Blanca Merari lo pone en el cofre del pueblo de Puerto Morelos. Pobres portomorelenses. Tendrán que padecer el borgismo por culpa de una viuda ingenua y sin conocer la historia reciente sólo importándole los compadrazgos.
Laura Fernández Piña por su sentimentalismo dejó entrar el borgismo en Puerto Morelos. Y su eterno rival Fabián Vallado ya lo tienen en la cocina donde ella ha sido expulsada. Y viene la venganza de Fabián Vallado, lo primero que hizo fue aconsejar a Merari a irse con Manuel Palacios, el titular de la Auditoría Superior de la Federación. Vía Blanca Merari empezó su venganza. Filtrar en Luces del Siglo contratos que consideran oscuros. Será interesante ver cómo acaba esta batalla Vallado-Fernández.
El pasado de Franco Reyes no le importó a Blanca Merari. Por una extraña razón Cristina Torres Gómez, lo contrató como jefe de fiscales y los empresarios saltaron durante una reunión por incurrir el hoy tesorero meranista en actos de extorsión cuando ocupó el cargo de subdirector de Inspección Fiscal. Pero Laura Beristain lo arropó, lo planchó y lo puso en el Ayuntamiento como pago de favores al borgismo-felixismo.

Otro borgista con Blanca Merari Tziu es el gris de Hugo Bonilla. Quería ser Auditor de la Auditoría Superior del Estado y el Congreso le cerró el paso y así llegó Manuel Palacios. Hugo Bonilla fue director de ingresos con Paul Carrillo, Borge lo mandó ahí en ese trienio en Cancún para controlar el dinero. Ahora es el asesor estrella de un gobierno en donde aquellos se llevarán todo y Merari pagará todo, tal como la receta de Félix González con Roberto Borge.

Abraham Masegoza, fue director de sistemas, Laura Fernández dice que lo corrió por inepto y ahora es el presidente municipal de facto que le dice que hacer y deshacer a Blanca Merari.
Tony Jiménez trabajó en Playa del Carmen con Laura Beristain y ahora es el asesor tras bambalinas de la ingenua alcaldesa.
Y para rematar, Blanca Merari adoptó a los tres cochinitos, los tres poblanos como sus súper asesores olvidando la promesa que Puerto Morelos sería gobernado por morelenses. Arturo Márquez Martínez es el primer poblano coordinador de asesores, Carlos Arturo Ibáñez Alcocer, segundo poblano consejero jurídico y el tercer cochinito es
Pedro Gutierrez Varela, como secretario técnico.
Con miedo a un juicio político a los 12 días de tomar protesta destituyó a su primo político Carlos Cordero de la Contraloría. “Era primo de mi esposo no mío”, se defendió.
Y su vocero Roberto Robertos ni fu ni fa.

Blanca Merari Tziu tiene que aclarar ante la sociedad porqué permitió el regreso del borgismo en Puerto Morelos o, ¿acaso Laura Fernández Piña su ex madrina se lo pidió?
Desde campaña le hemos solicitado una entrevista a Blanca Merari. Jamás fue concedida. Laura Fernández la tenía muy resguardada, pero no tanto como ya hemos visto.
Hace unas semanas intentamos entrevistarla a propósito de este artículo en el tintero para conocer su versión. -Buenas noches alcaldesa, ¿usted conoce a Fabian Vallado?
ASi lo conozco. La pregunta y la insistencia es por?????(sic)
-Estoy preparando un artículo y me gustaría entrevistarla. Si es posible.
-¿Y q tiene q ver fabian vallado??(sic)

 

Pedro Canché es un periodista independiente y el fundador de Pedro Canche Noticias. El ha sido perseguido por el Gobierno Mexicano por darle voz al pueblo indígena Maya y los campesinos del Yucatan y pasó 9 meses en la cárcel en un caso de persecución politico que Reporteros Sin Fronteras llamaban absurdo. "Podrán encerrar el cuerpo humano pero nunca podrán encerrar la libertad de expresión." dijó Pedro Canché.

Deja un comentario

Your email address will not be published.