MarioVillanueva

Zedillo, el enemigo de Mario Villanueva, vinculado al narco, publica contralínea

El verdugo de Mario Villanueva, el ex presidente Ernesto Zedillo Ponce de León, tiene nexos con el narco, según información de Contralínea

Segunda parte (Contralinea).- Aunque son muchas las acusaciones por las cuales deben ser juzgados los expresidentes de la República, varios de esos delitos pueden estar prescritos jurídicamente, pero la sociedad y la prensa aún pueden someter a un juicio social y un juicio histórico a los últimos cinco exmandatarios por la desbordante corrupción que promovieron y de la cual se beneficiaron, lo que principalmente generó la enorme pobreza de las dos terceras partes de la población, algo así como 80 millones de mexicanos.

Sobre esos cinco expresidentes –Carlos Salinas de Gortari, Ernesto Zedillo Ponce de León, Vicente Fox Quesada, Felipe Calderón Hinojosa y Enrique Peña Nieto– hay suficientes pruebas y testimonios en su contra, por abuso de poder, tráfico de influencias, violación a los derechos humanos y desvío de recursos públicos.

En esta entrega toca el turno al priísta Ernesto Zedillo, sobre quien pesan muchos expedientes que describen el enorme daño que causó a la nación, como por ejemplo el multimillonario robo del Fobaproa-IPAB; el remate de los ferrocarriles; los contratos de obras públicas entregados a las empresas (Grupo Intecom) de su familia, y los favores fiscales (perdones y condonaciones de impuestos) que la Secretaría de Hacienda y el Servicio de Administración Tributaria (SAT) concedieron a sus hermanos cuando Zedillo era presidente.

Sin embargo, nos centraremos en describir los vínculos y las pruebas (documentales y testimonios) de la complicidad de Ernesto Zedillo y su familia con el narcotráfico, específicamente con la organización de los hermanos Amezcua Contreras, conocidos como los reyes de las metanfetaminas y, de colofón, las investigaciones ministerial y militar en contra de quien fuera el poderoso secretario particular del presidente, el licenciado José Liébano Sáenz.

Los gobiernos posteriores a la administración de Ernesto Zedillo en la Presidencia de la República, concretamente los panistas Vicente Fox y Felipe Calderón, se negaron a seguir una línea de investigación que apuntaba a los vínculos de la familia del expresidente con el Cártel de Colima, específicamente de suesposa Nilda Patricia Velasco; el padre de ésta, Fernando Velasco Márquez, y los cuñados del exmandatario: Fernando y Francisco Velasco Núñez.

Todo comenzó cuando el Instituto Nacional de Combate contra las Drogas intervino en 1996 y 1997, en plena administración presidencial de Ernesto Zedillo, los teléfonos de varios integrantes del cártel de Colima, liderado por los hermanos Jesús, Luis y Adán Amezcua Contreras, conocidos en la década de 1990 como los reyes de las metanfetaminas, lo que permitió a la Procuraduría General de la República (PGR) grabar miles de horas de conversaciones de esos narcotraficantes actualmente presos.

Al frente del INCD estaba el general Jesús Gutiérrez Rebollo, quien después de revelar al secretario de la Defensa, general Enrique Cervantes Aguirre, que en esas grabaciones había conversaciones de narcotraficantes con miembros de la familia política de Zedillo, el militar fue detenido y encarcelado hasta su muerte por una relación que mantuvo con el jefe del Cártel de Juárez, Amado Carrillo Fuentes.

Ya preso, Gutiérrez Rebollo reveló públicamente que tenía pruebas de los vínculos de los hermanos Amezcua Contreras con la familia política del presidente, pero sus acusaciones fueron rechazadas por la PGR y por la misma Secretaría de la Defensa Nacional, a pesar de tener en su poder dichas grabaciones.

Sin embargo, en un documento confidencial de la entonces Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos contra la Salud (FEADS), de la PGR, denominado “Organización de los hermanos Amezcua Contreras, tráfico internacional de Efedrina” (en poder de Contralínea), se confirma la relación de la esposa, cuñados y suegro del expresidente con ese grupo de narcotraficantes que operaba en Colima, de donde es oriunda la familia política de Zedillo.

En ese reporte confidencial de 43 páginas, en una de las intervenciones telefónicas del 2 de diciembre de 1996 –segundo año de gobierno de Ernesto Zedillo– Jesús Amezcua es informado por el licenciado Constantino Tirado, otro miembro de la banda, sobre la intervención directa de Nilda Patricia Velasco de Zedillo para ayudar al cártel en un problema de posesión de tierras.

En dicha conversación telefónica, Tirado le dice a Jesús Amezcua: “Ya se ordenó la ejecución de la sentencia, para efectos de poder escriturar terrenos de La Providencia y que solicitaron una suspensión. Que el magistrado Jesús Cantero Aguilar, de la Tercera Sala, le indicó que era orden directa de la esposa del señor presidente de la República. Por lo que había hablado con un amigo de la Presidencia, que es abogado personal del presidente, quien habló con Luis Téllez, que es director de la oficina de la Presidencia, lo que era antes [José María] Córdoba Montoya, que finalmente se arregló la cosa. Que mandaron a la chingada a la esposa del señor presidente de la República, pero resulta que autorizaron la suspensión, siempre y cuando se depositaran 200 mil pesos como garantía por daños y perjuicios y que solicitó que revocaran eso.

“Que el conflicto en sí, es que el yerno de don Luis, Armando Magaña, es amigo de un señor de nombre Salvador Olivares, de Tuxpan, Jalisco, y Salvador Olivares es compadre de Luis Amezcua y éste es amigo de Fernando Velasco, cuñado del señor presidente de la República, por lo que deduce que Armando le solicitó el favor a Salvador Olivares, o sea al hermano de Jesús (Luis Amezcua), y él le pidió el favor a Fernando Velasco y éste a su hermana (Nilda Patricia) la esposa del presidente de la República”.

El amplio expediente de la FEADS detalla quién era esa familia de criminales que traficaban efedrina, integrada por tres hermanos Amezcua Contreras y apoyados en la década de 1990 por el Cártel de Tijuana, de los hermanos Arellano Félix.

La peligrosidad de las sustancias que traficaban para la elaboración de estupefacientes químicos y que operaban en las ciudades de Tijuana, Guadalajara, Colima, Monterrey y el entonces Distrito Federal, así como San Diego y Iowa, en Estados Unidos, llevó a los gobiernos de ambos países a realizar múltiples operativos para combatir a esas bandas, hasta que se toparon con la familia presidencial de Zedillo y de pronto las investigaciones y el intercambio de información cesaron.

Este expediente que se quedó en los archivos de lo que fue la corrupta PGR y que nunca fue consignado a un juez federal, podría ser retomado ahora por el fiscal general Alejandro Gertz Manero y ser una de las nuevas investigaciones que los mexicanos exigen se inicien en contra de los expresidentes.

El expediente LEO

Con las manos esposadas a la espalda y tres balazos en la cabeza, el 22 de junio de 1999 apareció en un lote baldío de Hermosillo, Sonora, el cuerpo acribillado del agente de la Unidad Especializada en Delincuencia Organizada (UEDO) de la Procuraduría General de la República, Héctor Rodríguez Armendáriz.

Oficialmente, la PGR lo manejó como un simple ajuste de cuentas entre bandas del narcotráfico y su relación con agentes federales; es decir, nada nuevo, pero en ese crimen hubo elementos que lo hacían distinto, como el hecho de que ese agente especial fue el responsable de la investigación e integración de un expediente ministerial clasificado confidencialmente en la PGR con el nombre de Caso LEO, en donde se acusaba al otrora poderoso secretario particular del expresidente, José Liébano Sáenz, cuyos antecedentes fueron prácticamente “borrados” de los archivos de la Procuraduría por instrucciones de su jefe Ernesto Zedillo Ponce de León y sólo en un comunicado oficial la PGR informó que esa investigación se había cerrado por falta de elementos.

En aquel viejo expediente judicial en poder de Contralínea se da cuenta de que el agente federal Rodríguez Armendáriz concluía que había evidencias suficientes de relaciones por lo menos sospechosas del secretario particular de Zedillo con grupos de narcotraficantes y lavadores de dinero, lo que provocó que los últimos días que estuvo con vida el agente federal sufriera fuertes presiones y amenazas de muerte, por lo que primero intentó renunciar a la PGR para salvarse, pero no se lo permitieron su entonces jefe José Trinidad Larrieta Carrasco ni el entonces procurador Jorge Madrazo Cuéllar, quienes discplicentes minimizaron los gritos de auxilio de Rodríguez Armendáriz y, en respuesta, cerraron el expediente de la averiguación previa en contra de Liébano Sáenz por “falta de pruebas”.

Ninguna duda había de que el agente especial temía por su vida y eso se lo comunicó a su esposa. En varias ocasiones solicitó a sus superiores, incluido el propio Madrazo, que lo transfirieran a algún consulado fuera del país, como ocurrió en aquel entonces con el extitular de la UEDO, Samuel González, quien fue enviado como cónsul a Sevilla, España, después de haber sido el responsable de un interrogatorio a Liébano Sáenz, a quien le preguntó hasta de una supuesta relación íntima que mantuvo la hermana de este secretario particular del presidente con uno de los principales narcotraficantes del Cártel de Juárez.

Pero en la PGR se negaron a atender las peticiones que hizo de forma verbal y por escrito el agente especial –cartas cuya copia tiene Oficio de papel–, y en medio de su desesperación Rodríguez Armendáriz solicitó con urgencia su baja de la UEDO para intentar huir del país y ocultarse en el extranjero.

Pero ya no tuvo más tiempo para poder escapar con vida y la última carta que escribió Rodríguez Armendáriz antes de su muerte fue entregada en la secretaría particular de la oficina del procurador Jorge Madrazo, en donde le imploraba que temía por su vida y pedía el auxilio del abogado de la nación, quien lo ignoró.

La respuesta salvadora nunca llegó y la PGR fue incapaz de proteger a uno de sus mejores agentes de investigación que copmetió “el error” de investigar hasta el fondo al secretario particular del presidente Ernesto Zedillo.

Aunque este crimen ocurrió hace poco más de 21 años, en plena administración zedillista, el gobierno de Andrés Manuel López Obrador también podría indagar esa muerte de Rodríguez Armendáriz y por lo menos limpiar su nombre o, tal vez, ir más allá e indagar las relaciones del crimen organizado con ese expresidente priísta.

V Región Militar

En un informe de la V Región Militar del Ejército Mexicano, fechado el 4 de diciembre de 1995, Comandancia No. 39872, bajo el título: “Para la atención del C. Gral. Secretario Def. Nal. (Enrique Cervantes Aguirre)” (en poder de Contralínea), el entonces general de división comandante Jesús Gutiérrez Rebollo describe que en el interrogatorio de un militar desertor, el subteniente Francisco Corona García, alías el Negro, éste confieza que era integrante del cártel de Juárez y operaba para Amado Carrillo Fuentes y su lugarteniente Eduardo González Quirarte, encargado de lavar dinero.

Pues ese militar desertor, según el reporte oficial del Ejército Mexicano, “otra persona con la quien tiene relación Amado Carrillo es el Lic. Liévano Sáenz, secretario particular de la Presidencia de la República”.

En ese reporte militar el subteniente Corona dice que escuchó que Amado Carrillo Fuentes le comentó a Eduardo González Quirarte, “compadre, ya mandé pedir el dinero para hacerle su regalito de navidad al Lic. Liévano Sáenz, para que nos vaya bien con Santa Claus, el regalo sería una casa.

“El subteniente Corona le preguntó al final a Eduardo González que quién era el Lic. Liévano Sáenz, porque no lo conocía, y éste le contestó que era el secretario particular del Sr. Presidente de la República.

“También manifestó que en una plática que sostuvo con Eduardo González Quirarte en su domicilio, después del atentado que sufrió González Quirarte, éste le indicó que Amado Carrillo Fuentes llevaba buena amistad con el Lic. Liévano Sáenz, ya que Amado lo apoyó económicamente durante la campaña del candidato a la Presidencia del Dr. Ernesto Zedillo, incluso Eduardo González llevó personalmente unas camionetas para la citada campaña, no especificando el número de vehículos”.

A 65 años del huracán “Janet”: El ex gobernador Mario Villanueva tenía 7 años de edad cuando llegó el poderoso meteoro a destruir Chetumal. Este es su relato

Septiembre 27 de 2020

DEL EXGOBERNADOR MARIO VILLANUEVA
ALGUNOS RECUERDOS SOBRE EL CICLÓN JANETH.

Janeth, ciclón Janeth, tan terrible que fuiste, terriblemente nos heriste, pero nos enseñaste, que la adversidad puede vencerse, si hay voluntad, si por sobre todas las cosas, la mente está dispuesta a luchar…

Una mujer, gran amiga mía, que quiero mucho, me envió hoy algunas fotos de la destrucción causada por el ciclón Janeth, y al verlas me trajo los recuerdos de aquellos terribles momentos vividos cuando apenas era un niño.

Un niño de siete años, que sólo podía percibir lo que sus padres expresaban, mi padre escéptico, con ese escepticismo del hombre fuerte de campo que por sentir que ha vivido momentos duros de la naturaleza, llegó a creer que no pasaría nada si nos quedábamos en casa … porque nos dijo que cuando menos ya había pasado varios ciclones … y nada que lamentar, mas que la pérdida de las cosechas.

Vivíamos en la calle Cinco de Mayo, en la zona baja, … el ciclón empezando, mi madre preocupada, sintiendo aquello que viene y que seguramente nos haría daño, percibiéndolo con ese sexto sentido de mujer, y de madre … Neto, le decía a mi padre, vámonos para la parte alta.

Y Neto, hombre duro, formado en el campo, como muchos otros chetumaleños acostumbrados al sol y a las lluvias de temporal, que jamás hubieran imaginado el resultado del abrazo del mar a la tierra…
casi llegó a la necedad, … no Tony, aquí nos quedamos, no pasará nada, y nosotros, mis hermanas, mi hermano y yo, con miedo, pero confiando en la seguridad del padre, aunque preocupados porque la madre demostraba inseguridad.

En eso estábamos cuando anocheció, el airé rugía, se oían tan fuertes sus “latidos” eran tan terribles los ruidos del viento, que infundía miedo, … así estábamos, viéndonos unos a otros, en la frágil casa de madera, mi madre repitiendo: vámonos Neto … cuando se oye un enorme estrépito: nos asomamos por las rendijas de la casa de madera … y vimos el gran roble de enfrente de la casa, caído hacia la calle … bueno fue que no nos cayó encima.

Entonces mi padre absorbió el problema en toda su dimensión y dijo: “´vámonos Tony”. Así le decía a mi mamá, que se llamaba Antonia.

Y, ¿a dónde vamos? Con mi hermano Pedro dijo mi madre, en la parte alta del cerro, por ahí donde está la calle Primo de Verdad. Mi tío, el papá de mi prima Eloísa, la de la tienda Lolis, papá de la Güera, de mi otra prima Elsa que tiene su estética, de Lolys, .. en fin, fueron varios kilómetros caminando entre el temporal, empujados por el inclemente viento, … gacho, en verdad, tan gacho, que si mi mamá y mi papá no nos tuvieran agarrados tan fuertemente de las manos, nos hubiéramos perdido, hubiéramos muerto, porque no sólo era el aire tan fuerte de un ciclón de más del nivel cinco de categoría, sino que venía del sureste el viento y traía toda el agua de la bahía sobre Chetumal, como una barredora empeñada en limpiar todo aquello que fuimos juntando durante años en lo material … y en nuestras almas.

Al fin llegamos al refugio, la casa de mi tío, ocupada por mucha gente, así que a tirarse en un rincón de la cocina, en el piso de tierra, porque así era, … y sale mi papá en la noche a auxiliar gente, y al rato lo regresan y lo tiran en el piso sangrando, una lámina de zinc, de las que se usaban en los techos, llegó volando con el viento y casi le corta la pierna … lo recuerdo tirado en el suelo, impávido, sin quejarse, la sangre haciendo un charco con el agua, y a esperar las horas hasta que el ciclón pase.

Amaneció, y las rachas del viento ya eran más ligeras, y vámonos al hospital, directo al hospital Morelos, llevan a mi papá casi inconsciente por tanta pérdida de sangre, lo acuestan en una cama, y ahí se queda esperando que lo atiendan.

Al otro día con mi mamá vamos a la casa, todo inundado, alrededor todos es destrucción, pero nos vamos sobre la inundación porque mi mamá aspira a recuperar algo … nada, todo se lo llevó el mar que vino desde la bahía rugiendo con enormes olas, que se tragaron todo

… sólo queda el piso, todo lo demás voló, el piso estaba sobre pilotes, como se estilaba en Belice, pero ya no queda nada, vienen a mi mente los recuerdos de unas gallinas nadando, tratando de no ahogarse.

Y vámonos al hospital, mi madre que siempre se distinguía por su espíritu de servicio, por ayudar a los demás desinteresadamente, se dedica en cuerpo y alma a apoyar, lo mismo de auxiliar de enfermera, a ayudar en la cocina, de afanadora limpiando pisos y baños en lo que le ayudamos en lo que podemos… en fin, gracias a eso tenemos alimento, de lo que se cocina nos dan un poquito … y ahí me nació ese enorme gusto por los frijoles negros refritos, casi sólo eso había.

Y como niño curioso, ando por todos lados del hospital, hasta llegar al cuarto donde guardan a los muertos, un hedor terrible … ver a los muertos era una cosa, pero sentir ese olor de la carne humana en descomposición, era algo tremendo, inconcebible para mí, todavía tengo esa sensación en la nariz cuando me viene el recuerdo, y trato de comprender a los médicos forenses que tratan con los muertos.

Y el niño curioso va a ver la fosa común, un enorme agujero donde están diariamente tirando los muertos, ni quien se ocupe de mí, y yo grabando en mi mente tan gachos recuerdos.

En fin, nos quedamos en la miseria, el próspero rancho destrozado y abandonado, mi padre incapacitado por dos años, mi madre trabajando de voluntaria en el hospital, a cambio de nuestra comida, y luego la gran posibilidad de tener vivienda cuando construyeron las casitas, esas pequeñas casas de madera que nos costarían cuatro mil pesos, a pagar después, porque no eran gratis, al paso del tiempo, cuando las tuvimos que pagar, sólo pude pensar; pinche gobierno, nunca pierdes, si se trataba de ayudar cuando el ciclón nos dejó todos jodidos, cuando menos hubieras hecho el esfuerzo de ayudar en serio, pinche gobierno, no cambias.

Bueno, mucho más podría contar, pero lo más importante, es que Janeth nos enseñó a luchar, nos dio la gran lección de tener la capacidad de salir del peor agujero para recuperarnos, reconstruir nuestra ciudad, y reconstruirnos a nosotros mismos.

Cuando decidimos Picho Azueta y yo construir el parque “Renacimiento”, ambos nos alegramos de que nuestros recuerdos se pudieran plasmar en un monumento, no recuerdos a nuestra desdicha, eso jamás, un monumento a la capacidad del ser humano de vencer la dificultad, a la capacidad del Chetumaleño de demostrar que en verdad es de buena madera.

Una última.
Además de enseñarme a luchar por la superación, el ciclón Janet me dejó otra imborrable huella, pero esta física: días antes, jugando con otros niños, la vecina Doña Gláfira nos invitó unas sodas bien heladas, al tomarla, automáticamente se me paralizó la mitad de la cara, fácil de curar, pero llegó Janeth y ya no hubo chance, y así me quedé, hasta que años después, “cuando hubo modo” como se decía entonces, es decir, cuando hubo un poquito de dinero para viajar a Mérida a ver a un doctor … el diagnóstico fue, que ya no había remedio, porque los nervios habían muerto”

Así que Janet trajo un sinnúmero de difuntos, muchas personas murieron, pero también fueron difuntos mis nervios … los de mi rostro, … y los que aprendí a controlar para superar la adversidad.

Perdón por distraerles con estas anécdotas, me dieron ganas de contarlas. Muy poca gente ahora está viva, de los que vivieron y después sobrevivieron la tragedia, es el aniversario, y pensé que valía la pena … porque además, siempre es posible otro Janeth, con enormes vientos y mar, pero también de otra manera …

Les mando un abrazo con mucho cariño.

Su amigo Mario Villanueva

Con tés de guayaba y hierba santa, azitromicina e ivermectina, Mario Villanueva lucha contra el Covid-19: “De está voy a salir”

Por Pedro Canché Chetumal.

Han pasado 15 días desde que empezó con los síntomas del Covid-19 y el ex gobernador Mario Villanueva Madrid dice tener fuerza mental y voluntad y se cura con té de Guayaba y hierba santa, con gengibre y limón.

Con los pulmones debilitados por las décadas de encierro Mario -le diagnosticaron hace años la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC)- enfrenta al Covid-19 desde hace 14 días, solo y aislado en su domicilio.

Tose y se escucha del otro lado de la línea telefónica pesada su respiración. He bajado- dice- a lavar los platos de comida en la cocina, se encuentra solo, su familia fue a otro domicilio para que no se contagien. -Pero estoy acostumbrado a superar estas cosas solo, dice el hombre sin miedo a la pandemia.

“De esta voy a salir”, dice Mario Villanueva quien sigue las indicaciones de 2 neumólogos y por las noches se conecta al tanque de oxígeno y en el día también cuando le cuesta respirar.

Está tomando la azitromicina y la ivermectina( ese pareja de medicamentos que está salvado vidas ante el coronavirus en su versión Covid-19). La fiebre no lo deja y el Paracetamol le ayuda a bajar la fiebre.

El oxímetro le ha marcado hoy 90. Siente mucha fatiga. La fiebre, la fatiga, la tos, la respiración pesada no lo quiebran. Sus hijos y su esposa le traen los alimentos a casa y se retiran. Así lo quiere él.

No quiere contagiarlos y es tajante. Que lo dejen solo. El saldrá de esto. -De está voy a salir, repite. -Ya la brinqué, dice. -Ingeniero, ¿no desea que venga algún voluntario o voluntaria que haya tenido Covid-19 para que le apoye con la limpieza y otros menesteres del hogar? Para que le atiendan pues… -No pedro, gracias. Estoy acostumbrado a enfrentar estos males solo. -Recupérese pronto ingeniero… y ténganos al tanto. -Gracias Pedro….

Seguirá Mario Villanueva en su casa, por ahora, al desisitir FGR recurso

Chetumal.- La Fiscalía General de la República (FGR) desistió el recurso de revisión que habían ingresado, en contra de la medida de arresto domiciliario otorgado al ex gobernador de Quintana Roo, Mario Villanueva Madrid, durante la actual pandemia de COVID-19.
El juez Rafael Remes Ojeda, de Toluca, otorgó la medida de prisión domiciliaria el pasado 10 de junio, al considerar que el exgobernador, quien sufre de una enfermedad crónica en los pulmones, corre menor riesgo de contagio en su hogar. Sin embargo, la FGR ingresó un recurso para inconformarse en contra de esta decisión, la que había sido turnado al Quinto Tribunal Unitario de ese circuito.
Ahora se sabe que el pasado 3 de julio, un agente del Ministerio Público Federal ingresó un recurso de desistimiento, lo que significa que el ex gobernador ya no corre riesgo de ser regresado a la cárcel, por lo menos en el periodo que dure la pandemia, pues su arresto domiciliario es una medida temporal.
Entrevistada al respecto, la ex vocera de Villanueva Madrid, Niza Puerto, consideró como muy positivo que se tomen en cuenta estos argumentos humanitarios y se le permita al ex gobernador quedarse en su casa, con su familia.
Sin embargo, lo que se necesita es un indulto, por parte del presidente Andrés Manuel López Obrador, para ya de forma definitiva otorgarle la libertad, tomando en cuenta su edad y el hecho que se trata de un preso político.
“Él ayudó tanto al estado y sería muy bueno que finalmente se le hiciera justicia”, declaró.
El ex gobernador quintanarroense fue acusado de auxiliar a narcotraficantes y detenido en 2001, quedando detenido por seis años antes de ser liberado y extraditado a Estados Unidos.
Ante una corte de Nueva York, el gobernador se declaró culpable de lavado de dinero en 2013, al haber recibido millonarios montos de procedencia ilícita, para así recibir una sentencia reducida, de 11 años de prisión, lo que incluye tiempo servido.
Eventualmente fue regresado a México, donde concluye su sentencia.

Así fue la llegada de Mario Villanueva a su casa luego de dos décadas

Herlindo Vázquez

¡Mario Villanueva ya en Casa!

Othón P. Blanco.- Custodiado por elementos federales, el ex gobernador de Quintana Roo, Mario Villanueva Madrid, fue trasladado a su domicilio en conocido fraccionamiento privado de Chetumal, donde continuará con su proceso penal.

Habitantes de Chetumal dieron muestras de apoyo durante el trayecto.

La noche de ayer el consejero juridico de la Presidencia de la República, Julio Scherer, informó al ex gobernador de Quintana Roo que el Quinto Tribunal Unitario de Segundo Circuito elaboró un acuerdo que le permite ser trasladado a su casa.

Villanueva Madrid manifestó su alegría por ir a su casa, tras permanecer 19 años en 10 cárceles diferentes, tanto de México como de Estados Unidos, y dos en conocido hospital privado, a causa de EPOC, padecimientos renales y de la prostata.

Indicó que ahora su defensa se centrará en recuperar su libertad, toda vez que en varias ocasiones se ha demostrado su inocencia en el expediente mexicano.

El 25 de mayo del 2001 el ex gobernador de Quintana Roo fue detenido en Cancún con tres personas más.

Se le incautaron un vehículo compacto, una computadora personal con disckets y 145 mil pesos.

Fue trasladado al Penal de “La Palma”, imputado por presuntos delitos de delinciencia organizada, narcotrafico en calidad de fomento, y operaciones con recursos de procedencia ilícita, con el Cartel de Juárez.

Inclusive fue extraditado a Estados Unidos el 8 de mayo del 2010.

Tras dilatado proceso, retornó a México el 18 de enero de 2017, y fue ingresado al Centro Federal de Readaptación Psicosocial (Ceferepsi) de Morelos.

El 6 de junio logró ser internado en el Centro de Reinserción Social (Cereso) de Chetumal.

Por problemas de salud el 23 de junio del 2018 ingresó a la clínica donde estuvo hasta hoy.

Fue visitado por la presidenta de la Junta de Gobierno y Coordinación Política de la XVI Legislatura, Reyna Durán Ovando.

Después de las 17:00 horas Villanueva Madrid salió por su propio pie, por la parte trasera.

Vestía camisa color huaya, pantalón de mezclilla, y zapatos negros.

En las manos llevaba una chamarra gris, que cubría “las esposas”.

El paso del tiempo y desgaste se reflejó en su rostro.

Saludó rapidamente a los representantes de medios de comunicación y ciudadanos que acudieron a ratificar su simpatía y respaldo.

Subió a una camioneta tipo Patriot color plata, que custodiada por elementos de la Guardia Nacional (GN) y Policía Federal (PF), le trasladaron a conocido fraccionamiento situado en la carretera Chetumal-Calderitas.

Quedó bajo cuidado de su fanilia y custodia de autoridades preventivas locales.

Durante este proceso fue asisitido por sus sobrinos.

El beneficio de la prisión domiciliaria temporal deriva de un recurso de Incidente de Modificación del Juicio de Amparo 54/2019, promovido por la Defensoría Juridica de Quintana Roo, el 3 de junio pasado.

Se fundamentó en complicaciones en la salud del ex gobernador y su vulnerabilidad ante la Contingencia por COVID-19.

Seis días después el Quinto Tribunal Unitario del Segundo Circuito se pronunció a favor del traslado temporal a su domicilio, en tanto prevalece el riesgo a su vida.

En tanto, su defensa se centrará en demostrar una vez más su inocencia y recuperar su libertad.

Porque personajes como Alcides Ramón Magaña, alías “el metro”; y Juan Esparragoza, “el azul”, que estaban involucrados en el proceso penal que enfrenta Villanueva Madrid, fueron exonerados hace años.

Tribunal acuerda que Mario Villanueva vaya a su casa al arresto domiciliario

El ex gobernador Mario Villanueva Madrid, anunció por redes sociales que le fue notificado esta noche cumplir su condena en su domicilio.

“Deseo informarles con profunda alegría que hoy por la noche me llamó el Consejero Jurídico de la Presidencia, el licenciado Julio Scherer, para informarme que el Tribunal que tiene a su cargo mi caso, había emitido un ACUERDO ordenando mi traslado a la casa. Imaginen lo que siento después de 21 años y casi tres meses sin pisar mi hogar, con 19 años de cárcel, cuando soy inocente de lo que me han acusado, lo que está debidamente probado con documentos en el Congreso del Estado. Ahora vamos por el trámite de la libertad, que están gestionando los defensores públicos dirigidos por el licenciado Carlos Gustavo Cruz Miranda, con la Consejería Jurídica de la Presidencia de la República y la Secretaria de Gobernación”.

Información preliminar

Mario Villanueva a la espera de que AMLO revise su caso

CHETUMAL.- (Por Tony Rivero/NOTICARIBE PENINSULAR) Se cumplen dos años del encarcelamiento del ex gobernador Mario Ernesto Villanueva Madrid –entre el Cereso de Chetumal y algunas clínicas privadas-, y sigue esperando que el ejecutivo federal cumpla su promesa de revisar su caso. La enfermedad es un factor que le preocupa por el virus COVID-19 del cual puede contagiarse en la clínica donde se encuentra en espera de la resolución de los jueces.

Como se recordará, el ex gobernador Villanueva Madrid llegó a Chetumal en un vuelo privado en junio de 2018 procedente del Ceferepsi de Ayala, Morelos, donde estuvo recluido a su regreso de Estados Unidos tras cumplir una condena por lavado de dinero.

Con el nombre de Mario Villanueva, el Presidente de México prometió a los quintanarroenses y a la familia del ex mandatario que el ex gobernador tenía todas las condiciones para quedar en libertad aprovechando la Ley de Amnistía.

Como se recordará, el día 22 de abril de 2020 se publicó la nueva Ley de amnistía en México estableciendo que en contra de quién se haya ejercitado acción penal, estén vinculados a proceso o estén siendo procesados (en sistema tradicional) o sentenciados (que haya causado ejecutoria) penalmente por delitos federales pueden recibir el beneficio de abandonar los reclusorios, y/o suspenderse cualquier medida cautelar que se les haya impuesto y poderse ir con sus familias, ya que la Amnistía es un Perdón a las penas que realizó una persona, es una medida excepcional que extingue el delito y las penas de estos.

Sin embargo, en ésta se incluye diversos delitos como lo son: homicidio, aborto, robo, sedición, por cualquier delito a personas de comunidades indígenas y delitos contra la salud.

En este sentido, el delito que Mario Villanueva Madrid cometió siendo gobernador no se encuentra entre los que pueden tener dicho beneficio debido a la gravedad del antijurídico ejecutado como representante del Estado de Quintana Roo.

El ex mandatario padece la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC), enfermedad que le fue detectada desde que era gobernador de Quintana Roo. Hace un par de años fue deportado por autoridades de Estados Unidos, tras cumplir una condena por lavado de dinero. Al ser entregado a las autoridades mexicanas fue recluido a Ayala, Morelos, lo cual calificó como un infierno.

Mario Villanueva Madrid cumple una sentencia de 22 años de prisión por la comisión de los delitos de contra la salud y lavado de dinero, fue detenido en 2001 en el poblado de Alfredo V. Bonfil, luego de permanecer un año prófugo de la justicia acusado de los delitos mencionados. En el año 2010 fue extraditado de Estados Unidos.

En diciembre de 2019, Andrés Manuel López Obrador informó que el ex gobernador podría obtener el indulto, hecho que especialistas dijeron que no era posible.

El Presidente afirmó que había probabilidades de otorgar el indulto a algunos presos antes de concluir el año y que se estaban realizando trámites para que el ex gobernador de Quintana Roo, Mario Ernesto Villanueva Madrid, pudiera seguir su condena en prisión domiciliaria.

Al ex mandatario le preocupa su salud, sobre todo porque en la clínica donde se encuentra en Chetumal, también esta atendiendo casos de COVID-19 y teme contagiarse de este virus, lo cual sería mortal para sus condiciones.

Navidad y Año Nuevo aún preso Mario Villanueva

Chetumal.- El ex gobernador Mario Villanueva Madrid pasará los festejos decembrinos internado en una clínica privada de esta ciudad, toda vez que el juez que lleva su caso se negó a adelantar la audiencia para revisar su solicitud de amparo, la que se realizará el 13 de enero como programado.

La defensa del ex gobernador quintanarroense había solicitado, mediante este recurso de amparo, que se le otorgue el beneficio de arresto domiciliario, por motivos de salud. A pesar de la solicitud para adelantar este proceso para este mes, de modo que pudiera pasar Navidad con su familia, petición que fue impulsada igualmente por legisladores federales, incluida la senadora Marybel Villegas Canché, y hasta la secretaria de Gobierno, Olga Sánchez Cordero, el recurso no fue aceptado.
A través de un comunicado, la defensa del gobernador indicó que la negativa es por la falta de algunos informes de autoridades, además que el juez del segundo circuito, con sede en Toluca, saldría de vacaciones, algo que los abogados consideran improcedente, pues la ley señala para esos casos el nombramiento de un suplente.
En caso de ser aceptada la solicitud de amparo, el 13 de enero, la resolución que haría esto realidad tomaría una semana más.

Mario Villanueva obtendrá prisión domiciliaria; confirma Olga Sánchez

Por Julio César Solís

CANCÚN, MX.- El senador de Morena, José Luis Pech Várguez, obtuvo ventaja en la pugna entre políticos locales por sacar dividendos del ex Gobernador Mario Villanueva Madrid, quien clama por su libertad desde un hospital de la capital Chetumal y enfrenta una sentencia por lavado de dinero.

A través de una videograbación, la titular de la Secretaría de Gobernación (Segob), Olga Sánchez Cordero, junto al legislador quintanarroense, adelantó que el ex Jefe del Ejecutivo estatal obtendría la prisión domiciliaria este mismo año.

“Ha sido un año donde hemos estado pendientes de todos los recursos y precisamente podríamos lograr este asunto de prisión domiciliaria en el transcurso de este año”, anticipó.

Recordó que José Luis Pech acudió en varias ocasiones a solicitar el respaldo a los defensores públicos del ex mandatario estatal, en su petición para obtener la prisión domiciliaria.

Y es que José Luis Pech fue del grupo de ex colaboradores del ex Gobernador Miguel Borge Martín que fue perseguido políticamente por Mario Villanueva Madrid, quien metió a la cárcel a varios ex funcionarios, entre ellos al actual secretario de Gobierno, Arturo Contreras Castillo, ex alcalde de Benito Juárez (Cancún).

En días pasados el diputado local, Edgar Gasca Arceo, pidió la medida para Mario Villanueva y este jueves hizo lo propio la senadora Marybel Villegas Canché, la cual entregó una carta firmada por varios legisladores de la Cámara Alta. (Noticaribe)

Fuente

Mario Villanueva podría pasar la navidad en su domicilio, promete la secretaria de gobernación, Olga Sánchez Cordero

Presenta Grupo Parlamentario solicitud al presidente de la República para otorgar liberación previa o indulto

CIUDAD DE MÉXICO.- Luego que el Senado aprobara la amnistía amloísta, un grupo de senadores encabezados por Marybel Villegas Canché, presentaron una solicitud al presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, para que se le conceda al ex gobernador del Estado, Mario Villanueva, una preliberación o se le otorgue el beneficio del indulto.

La solicitud fue recibida por la secretaria de Gobernación, la ministra Olga Sánchez Cordero, en sus oficinas de Bucareli en la Ciudad de México. Además, realizaron una declaración conjunta en donde la secretaria señaló que se hará todo lo posible para que el ex gobernador pase Navidad en su casa con su familia.

“Muchas gracias yo vengo a manifestar que esta carta es dirigida al señor presidente de la república por un importante grupo de senadores y diputados de morena y se le hará llegar el dia de mañana por supuesto cuenten con el mejor esfuerzo por parte de la secretaría de gobernación para llevar a acabo esta acción de humanismo con el señor Mario Villanueva y que el pueda pasar la navidad en su casa, entonce gracias por su presencia y su visita y la carta será entregada”, dijo Olga Sánchez.

“La solicitud que hoy presentamos es en respuesta a la petición hecha por familiares del ex Gobernador para que sea considerado su deteriorado estado de salud como la principal para su preliberación”, señaló al respecto Marybel Villegas, representante del Estado en el Senado.

La legisladora manifestó que la petición cuenta con el respaldo del Grupo Parlamentario de MORENA, pues consideran que es un acto humanitario el apoyar al ex funcionario en el tratamiento de sus diversos padecimientos.

Agradeció especialmente al coordinador de la bancada de MORENA y presidente de la Junta de Coordinación Política, Ricardo Monreal Ávila.

El sábado pasado (7 de diciembre de 20199 en la Ciudad de Cancún durante el primer informe legislativo de Marybel Villegas, el senador Monreal hizo el compromiso público para ayudar a la pronta liberación del ex gobernador de Quintana Roo.

1 2 3 5